ROSQUILLETA en Barcelona

viernes, octubre 19, 2007

Balanzas

Me invade la rabia cuando veo aun colega encadenado.
Lo bonito de esta vida es que cada uno pueda elegir a las cuerdas que se quiere atar. O simplemente sus cadenas. Por que si nos imponen cadenas...

Mi padre dice que comprarse un piso hoy en día es la esclavitud del siglo XXI. La gente se queda encadenada de por vida a una letra de un piso, que generalmente se paga con casi todo el sueldo de uno de la pareja. Muy duro, pero son las personas las que deciden hacerlo.
Luego debes ser uno mismo el que decida unirse a alguien. Es simbólico, por supuesto. Eso no quiere decir que dejes de ser tu mismo o cosas parecidas. Simplemente que deseas vivir con una persona, y quiere ceder en algunas cosas y ganas en otras.
Pues bien. Otra cosa muy distinta es que te aten. Eso está mal
Pero peor todavía es que te encadenen.
A mi parecer eso es lo más parecido a la esclavitud…
Lo veo en gente a la que quiero y me apena mucho. Su pareja les limitan ha hacer cosas que desean. Les impiden disfrutar de cosas que desean hacer. Deberíamos poder ser libres de decidir ponernos nuestras cadenas y nuestras ataduras. La libertad es un bien precioso.
Y en esto hay dos cosas muy tristes. Una que la persona no hace lo que desea, en contra de su voluntad, luego demuestra que no desea estar alli y por tanto… ¿Cuánto de puro puede ser el sentimiento cuando está con su pareja? ¡¡Pero si el no quiere estar hay!!
Y lo segundo, que no se dé cuenta de que está privado de su libertad…


Durante los años, y hablando con diversos colegas realizamos una teoría. La teoría de la balanza. Es tan sencillo como esto… Tú pones en una balanza las cosas buenas, lo que te aporta, las cosas que te gustan de ella. Y en el otro lado, pones las cosas malas. No es una balanza de cantidad, por que algunas cosas pesan más que otras…
Es entonces cuando miras el resultado y decides si quieres seguir con esa persona. Es tan sencillo como eso. Por descontado, que esta balanza puede cambiar tras un tiempo…

Puede ser un poco fuerte, pero me resulta muy, muy duro ver a un colega sufrir de esa manera por su pareja. Es muy duro.
Un abrazo de ánimo a todos los que se encuentren así. Ya sabéis lo que tenéis que hacer.
Feliz fin de semana.

10 comentarios:

Rebe dijo...

Veo muy bien lo de la balanza, es un buen método yo tmb lo he pensado varias veces....antes te estaba escribiendo otro comentario xq hoy pensé en otro tipo de esclavitud pero me he liado yo sola escribiendo y lo he dejado.... jajajaja
un besote y.... nos vemos mañana!!! yujuuu

Joana dijo...

Yo defino una relación de pareja con estas palabras.

"Si le hubiese cortado las alas sería mío, no se hubiese ido, pero de esa manera, no sería más un pájaro. Y yo quería un pájaro." (M. Laboa)

Antes no hubiera sabido como definirlo pero desde que las leí que las tengo pegadas en mi blog para recordarlo todos los días.

La pareja que elegimos es un compañero (en teoría, para toda la vida), no una prolongación nuestra, no podemos pretender cambiarlo, como no querríamos que nos cambiaran a nosotros. Somos tal cual somos y hemos de repetar como es el otro, así que considero que una relación no puede ser una cárcel. Desde luego que si la mía lo fuera hubiera salido corriendo por patas ya que eso es una de las cosas que hace que deje de amar: que me corten las alas.

PD: las alas de poder ser tal cual soy.

Quique dijo...

Tu padre es un sabio!

"Mi padre dice que comprarse un piso hoy en día es la esclavitud del siglo XXI"

No se si os acordareis que hace unos pocos años, cuando empezo la "fiebre del sabado noche" de entramparse en pisos que luego vimos que no se podian pagar, la gente que los compraba y se metía en hipotecas autodestructivas decia chorradas como "es que el alquiler es tirar el dinero"...

Respuesta a colación: "E Hipotecarse es tirar la vida".

En fin, en cuanto a tu amigo...hay un refran castellano muy socorrido: "palos a gusto no duelen". He tenido algun buen amiguete que ha vivido ofuscado con una pareja que le hacia más bien que mal durante muchos años y no tuvo los huevos suficientes como para mandarla a freir puñetas. De hecho este tira y afloja llego incluso a joder por entero nuestra amistad. Lo último que se de el es que la mandó a la mierda como toca. Posiblemente le mande un e-mail un día de estos a ver que es de su vida...aunque no se por donde empezar!

jasanezina dijo...

Supongo ke se a lo ke te refieres kuando dices ya sabeis lo ke teneis ke acer, pero aveces salir de ese cirkulo vicioso es dificil, aunke luego no te imaginas el peso ke te as kitado de encima y te das kuenta del tiempo perdido, (pero aun asi es muy txungo).
Tambien ai ke saber elegir...

Jordi M. Novas dijo...

interesante blog (lástima que no coincidimos mucho en los gustos musicales) :) me pasaré por aquí..

rosquilleta dijo...

Hola Rebe, si te funciona, es un método genial... Si no, pasa de él. o importante es encontrar la felicidad. Es decir, saber donde buscar...

rosquilleta dijo...

Hola Joana, una frase genial. Me alegro que tu también disfrutes de esa libertad. Entenderás entonces por que me indigno de esa manera...
un besazo guapa y sigue difrutando de tus alas...

rosquilleta dijo...

Quique, no deseo ser esclavo, así que buscaré todos los recursos que pueda para librarme de la esclavitud...
espero que sepas como empezar el email. Animo y suerte.

rosquilleta dijo...

Hola Jasanezina, cunado digo qu eya sabeis lo que teneis que hacer... me refiero a que la solución está dentro de cada uno. Solo tienes que buscarla dentro de ti. POr eso lo sabeis, pues nadie se puede meter dentro de vosotros...
un muxu enorme!!

rosquilleta dijo...

Gracias Jordi m: pasate cuamdo quieras. Un abrazo!!